miércoles, 17 de febrero de 2016

Viaje a Croacia - Dubrovnik: Dónde dormir y cómo desplazarse

Dubrovnik es una ciudad mundialmente conocida por su fantástica ciudad antigua, por sus murallas imponentes y por sus callejuelas empedradas. Desde hace algún tiempo también se ha hecho muy popular por ser uno de los escenarios principales de la serie Juego de Tronos. 



El precio de la fama la hace parada obligada de muchos cruceros que surcan el mediterráneo y sufre masificación considerable en determinados momentos del día. Y todo esto hace que… no sea una ciudad barata.


Dónde alojarse y cómo llegar al centro

Llegar en coche hasta la ciudad antigua de Dubrovnik es algo así como una locura: no hay sitio para aparcar, los pocos párkings que hay son carísimos (4 veces más caros comparados con lo que es habitual en otras partes del país) y siempre hay un caos considerable para circular por los alrededores de las murallas.

De la misma forma, alojarse dentro de la zona amurallada es prohibitivamente caro y en sus alrededores también. La mayoría de los ‘mortales’ optan por alojarse en otras áreas y llegar al casco antiguo en transporte público. Nosotros también lo hicimos así y cogimos un apartamento (puedes verlo aquí) en Lapad, a unos 10-15 minutos en autobús. Es una zona en la que abundan alojamientos de todos los tipos, muchos servicios, tiene playa cerca y hay buena comunicación con el centro. Y, por supuesto, los precios son algo más razonables (no dejemos de lado que Dubrovnik es caro, sí o sí).


La zona de Lapad queda en la península


Lo mejor para llegar al centro desde esta zona, tal y como he comentado antes, es hacerlo en autobús. Y lo más económico es hacerse con un bono de bus (hay taquillas que los vendes en algunas paradas del bus y creo que también se pueden comprar en los quioscos); hay de varios tipos y hasta el billete sencillo es más económico que comprarlo una vez subidos. Lapad, al ser una zona muy concurrida por turistas hace que haya bastantes colas para coger el bus así que un poco de paciencia. Tampoco es nada crítico porque la frecuencia de paso es bastante elevada. El bus deja justo delante de la entrada a la ciudad antigua, con sus imponentes murallas a pocos pasos.


Mapa con las líneas de bus


Si acabáis necesitando un descanso de tanto turista, de tanto abarrotamiento y salir un poco del ‘meollo’ de la ciudad antigua, la zona de Lapad es un buen sitio porque tiene de todo; hay gente pero todo es mucho más tranquilo, hay multitud de bares donde sentarse tranquilamente y todo ello a precios razonables. También hay farmacias, supermercados y una playa al final del paseo principal.



Capítulo Anterior: Ston y su muralla
Siguiente capítulo: Dubrovnik. Conociendo la ciudad.

Diario de viaje a Croacia: Inicio

No hay comentarios:

Publicar un comentario